/ miércoles 5 de agosto de 2020

Catástrofe en Beirut

Dos enormes explosiones en el puerto de Beirut causaron al menos 78 muertos y más de 4 mil heridos, sembrando pánico en la capital libanesa entre escenas de devastación

BEIRUT. Dos enormes explosiones en el puerto de Beirut causaron al menos 78 muertos y más de 4 mil heridos, sembrando pánico en la capital libanesa entre escenas de devastación.

“Era como una bomba atómica. He visto de todo (en mi vida), pero nada semejante”, declaró Makruhie Yerganian, un profesor jubilado que vive desde hace más de 60 años frente al puerto.

El primer ministro Hasan Diab afirmó que las explosiones fueron causadas por la la detonación de 2 mil 750 toneladas de nitrato de amonio en el puerto.

El amonio se utiliza en la composición de ciertos fertilizantes, pero también de explosivos. El director general de Seguridad General, Abas Ibrahim, dijo antes que las explosiones en un almacén del puerto pueden haber sido causadas por “materiales explosivos confiscados hace años”.

Material inflamable fue incautado hace años y almacenado en el puerto.

“Es inadmisible que un cargamento de nitrato de amonio, estimado en 2 mil 750 toneladas, se halle desde hace seis años en un almacén, sin medidas preventivas. Esto es inaceptable y no podemos permanecer en silencio sobre este tema”, declaró el primer ministro en la reunión del Consejo Superior de Defensa, según declaraciones citadas por un portavoz en rueda de prensa.

Diab prometió que los responsables deberán “rendir cuentas” y pidió ayuda a los “países amigos”.

La tragedia se suma a la peor crisis económica en Líbano en décadas, con hiperinflación y despidos masivos que alimentan manifestaciones desde hace meses.


PARECE UN ATAQUE: TRUMP

Sin embargo, el presidente de Estadois Unidos, Donald Trump, sostuvo que la explosión fue en realidad un “ataque” con “algún tipo de bomba”. “Me he reunido con algunos de nuestros grandes generales y ellos parecen sentir que lo fue (un ataque).

Esto no fue un suceso tipo una explosión industrial”, dijo el mandatario en rueda de prensa, contradiciendo así la versión de las autoridades locales. En torno a las 18:00 horas locales se escuchó una primera explosión en Beirut, seguida de otra muy potente.

Los edificios temblaron y los vidrios de las ventanas se rompieron a varios kilómetros a la redonda.

La onda de choque se sintió en la isla de Chipre a 200 kilómetros de distancia. Imágenes en redes sociales del momento de la explosión muestran una gran nube con forma de hongo elevándose en el cielo y una fuerte onda expansiva.

La ONU afirmó que varios cascos azules resultaron gravemente heridos a bordo de un barco dañado por las explosiones. En las calles, soldados evacuaron a habitantes aturdidos, algunos ensangrentados, con camisetas atadas alrededor de la cabeza para vendar las heridas.

Varios coches, con los airbags inflados, y autobuses quedaron abandonados en medio de las carreteras. Hay viviendas cercanas al puerto destruidas o con destrozos cuantiosos.

“En el interior (del puerto) es una catástrofe. Hay cadáveres en el suelo. Las ambulancias se llevan los cuerpos”, dijo un soldado en las inmediaciones.

Varias horas después de la tragedia, los helicópteros seguían vertiendo agua para intentar apagar las llamas.

Las fotos publicadas en redes sociales muestran daños en la terminal del aeropuerto de Beirut, situada a nueve kilómetros del lugar de las explosiones.

Beirut es una “zona de catástrofe”, anunció el Consejo Superior de Defensa de Líbano, y el presidente Michel Aoun lamentó “una gran catástrofe”. El primer ministro Hasan Diab decretó para hoy un día de duelo nacional. Un testigo estimó que la explosión era “más fuerte que la del asesinato de Rafik Hariri”.

El 14 de febrero de 2005, un espectacular atentado con una camioneta cargada de explosivos se produjo al paso del convoy de Rafik Hariri. El primer ministro Hariri y otras 21 personas murieron, en tanto más de 200 resultaron heridas.

La explosión causó llamas de varios metros de alto y rompió los vidrios de las ventanas de edificios en un radio de medio kilómetro.

BEIRUT. Dos enormes explosiones en el puerto de Beirut causaron al menos 78 muertos y más de 4 mil heridos, sembrando pánico en la capital libanesa entre escenas de devastación.

“Era como una bomba atómica. He visto de todo (en mi vida), pero nada semejante”, declaró Makruhie Yerganian, un profesor jubilado que vive desde hace más de 60 años frente al puerto.

El primer ministro Hasan Diab afirmó que las explosiones fueron causadas por la la detonación de 2 mil 750 toneladas de nitrato de amonio en el puerto.

El amonio se utiliza en la composición de ciertos fertilizantes, pero también de explosivos. El director general de Seguridad General, Abas Ibrahim, dijo antes que las explosiones en un almacén del puerto pueden haber sido causadas por “materiales explosivos confiscados hace años”.

Material inflamable fue incautado hace años y almacenado en el puerto.

“Es inadmisible que un cargamento de nitrato de amonio, estimado en 2 mil 750 toneladas, se halle desde hace seis años en un almacén, sin medidas preventivas. Esto es inaceptable y no podemos permanecer en silencio sobre este tema”, declaró el primer ministro en la reunión del Consejo Superior de Defensa, según declaraciones citadas por un portavoz en rueda de prensa.

Diab prometió que los responsables deberán “rendir cuentas” y pidió ayuda a los “países amigos”.

La tragedia se suma a la peor crisis económica en Líbano en décadas, con hiperinflación y despidos masivos que alimentan manifestaciones desde hace meses.


PARECE UN ATAQUE: TRUMP

Sin embargo, el presidente de Estadois Unidos, Donald Trump, sostuvo que la explosión fue en realidad un “ataque” con “algún tipo de bomba”. “Me he reunido con algunos de nuestros grandes generales y ellos parecen sentir que lo fue (un ataque).

Esto no fue un suceso tipo una explosión industrial”, dijo el mandatario en rueda de prensa, contradiciendo así la versión de las autoridades locales. En torno a las 18:00 horas locales se escuchó una primera explosión en Beirut, seguida de otra muy potente.

Los edificios temblaron y los vidrios de las ventanas se rompieron a varios kilómetros a la redonda.

La onda de choque se sintió en la isla de Chipre a 200 kilómetros de distancia. Imágenes en redes sociales del momento de la explosión muestran una gran nube con forma de hongo elevándose en el cielo y una fuerte onda expansiva.

La ONU afirmó que varios cascos azules resultaron gravemente heridos a bordo de un barco dañado por las explosiones. En las calles, soldados evacuaron a habitantes aturdidos, algunos ensangrentados, con camisetas atadas alrededor de la cabeza para vendar las heridas.

Varios coches, con los airbags inflados, y autobuses quedaron abandonados en medio de las carreteras. Hay viviendas cercanas al puerto destruidas o con destrozos cuantiosos.

“En el interior (del puerto) es una catástrofe. Hay cadáveres en el suelo. Las ambulancias se llevan los cuerpos”, dijo un soldado en las inmediaciones.

Varias horas después de la tragedia, los helicópteros seguían vertiendo agua para intentar apagar las llamas.

Las fotos publicadas en redes sociales muestran daños en la terminal del aeropuerto de Beirut, situada a nueve kilómetros del lugar de las explosiones.

Beirut es una “zona de catástrofe”, anunció el Consejo Superior de Defensa de Líbano, y el presidente Michel Aoun lamentó “una gran catástrofe”. El primer ministro Hasan Diab decretó para hoy un día de duelo nacional. Un testigo estimó que la explosión era “más fuerte que la del asesinato de Rafik Hariri”.

El 14 de febrero de 2005, un espectacular atentado con una camioneta cargada de explosivos se produjo al paso del convoy de Rafik Hariri. El primer ministro Hariri y otras 21 personas murieron, en tanto más de 200 resultaron heridas.

La explosión causó llamas de varios metros de alto y rompió los vidrios de las ventanas de edificios en un radio de medio kilómetro.

Policiaca

Pleito marital termina en tragedia en Villahermosa

Un hombre resultó muerto luego de presuntamente ser apuñalado por la que era su esposa y su cuñada en el fraccionamiento Bonampack

Local

Tabasco estará 15 días más en semáforo naranja: Gobernador

Mientras los contagios no disminuyan, las medidas preventivas seguirán aplicándose, reiteró Adán Augusto López Hernández

Local

Agilizará ISSET pago de pensión a madre de médico muerto por Covid-19

Luego de que sus familiares abordaran al director general del instituto, Fernando Mayans, instruyó para que sean asistidos en el procedimiento

Sociedad

Exhibirán a agresores políticos de género

La lista del INE no conlleva por sí sola una sanción más allá de la publicación del nombre del infractor

Gossip

A Oscuras me da Risa adapta el teatro a la pandemia

El montaje modificó parte de su dramaturgia para incluir chistes y situaciones cómicas relacionadas con el Coronavirus, el distanciamiento social y la nueva normalidad

Gossip

Amparo Garrido, precursora de los programas de revista

Condujo junto con Alicia Rodríguez la emisión Usted y sus amigas en la década de los 50

Gossip

Se reúne elenco de Atlético San Pancho después de 20 años

El elenco de la película se reencontrará a través de una transmisión de Facebook

Política

Escala pleito Corral-AMLO por conflicto de agua en Chihuahua

Señalan al mandatario de Chihuahua de defender a exduartistas; “es una maniobra ruin”, responde

Sociedad

Estamos muy desgastados: padres de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa

Mantienen la esperanza de encontrar a sus hijos y que el caso se resuelva, señala el vocero Felipe de la Cruz