/ sábado 22 de mayo de 2021

TESTIMONIO: "Era como elegir quién moría y quien vivía”

Médico tabasqueño revela que, durante la crisis por la pandemia del Covid-19 el año pasado, ser mayor de 60 años y padecer enfermedades crónicas era una sentencia de muerte

En los primeros (y aterradores) días de la pandemia por SARS-CoV-2 en Tabasco, ser candidato al procedimiento médico conocido como intubamiento, era sinónimo de muerte casi inminente. A un año de aquel vendaval, las cifras de la Secretaría de Salud son reveladoras pero poco concluyentes: muy pocas de las personas que fueron sometidas a esta maniobra lograron sobrevivir.

Para conocer, a un año de distancia y en plena euforia por la aplicación de la vacuna anti Covid-19, cómo los médicos aplicaban el criterio que definía a quién se intubaba y a quién no, El Heraldo de Tabasco contactó a dos médicos; un especialista en neumología y a un médico internista especializado en rehabilitación pulmonar y tratamiento de pacientes diabéticos, quienes prestaron su servicio en hospitales públicos de Tabasco durante el periodo pandémico. Por temor a perder sus empleos, ambos optaron por el anonimato.

Tuvimos que ver morir mucha gente porque no había ventiladores suficientes. Y en un momento dado, tampoco hubo mascarillas de bolsa reservorio para muchos. Ni medicamentos esenciales

Neumólogo

"Desgraciadamente elegíamos usando un criterio similar a la teoría de Darwin. Al individuo más joven y con menos comorbilidades como la diabetes y la hipertensión, se le daba la oportunidad de ser intubado, para que el apoyo le diera posibilidades de salvar la vida. Es difícil aceptarlo, pero ser mayor de 60 años y padecer diabetes e hipertensión era una sentencia de muerte", señala Eduardo "N", quien estuvo al frente de la primera línea de combate al Covid en el Hospital de Pemex de Villahermosa.

Foto: Iván Sánchez | El Heraldo de Tabasco


Y es que los datos publicados por los organismos de Salud detallan que, del total de intubados en los hospitales del estado, 672 perdieron la vida durante el periodo que ha transcurrido de la pandemia. A nivel de dependencias, el IMSS es quien reporta el mayor número de personas intubadas, 277 hasta el 18 de mayo, de los cuales han muerto 236 pacientes.

Cuando a este médico se le pregunta si no había suficientes ventiladores, responde con un rotundo "no".

"De hecho, nosotros tuvimos que ver morir mucha gente porque no había ventiladores suficientes. Y en un momento dado, tampoco hubo mascarillas de bolsa reservorio para muchos. Ni medicamentos esenciales", señala el neumólogo.

Por otro lado, los hospitales públicos a cargo del Gobierno del Estado de Tabasco que fueron adaptados para atender a pacientes Covid, reportaron 256 pacientes intubados, de los cuales 227 perdieron la batalla contra el virus. Es decir, 9 de cada 10 pacientes que se intubaron, murieron. Los hospitales privados en Tabasco sólo reportan haber intubado a seis enfermos, de los cuales murieron cuatro, y dos más lograron superar la enfermedad.

Los equipos de ventilación siempre fueron insuficientes, lo mismo que los insumos, oxígeno y electricidad incluidos. Porque hubo fallas eléctricas, hubo falta de todo, hasta de lo más esencial

Médico internista

"Era como elegir quién moría y quien vivía. La secretaría de Salud oficializó un protocolo, pero era difícil seguirlo porque las condiciones eran muy inestables y las variables, muchas. Hablamos no sólo del estado de salud del paciente, del cálculo objetivo de sus posibilidades de superar la enfermedad, sino también de la deficiente situación de nuestra infraestructura médica, del desabasto de insumos, de la desorganización inicial y de la falta de ventiladores, por supuesto", señala Alberto "N", quien prestó sus servicios en el Hospital Rovirosa, especializado en rehabilitación pulmonar y tratamiento de pacientes diabéticos.

Cabe añadir, como dato referencial, que de los 763 intubados que reporta Salud en un documento revelado vía transparencia a El Heraldo de Tabasco, 529 no presentaron obesidad, es decir, el 70%. De estos, 407 no eran hipertensos y 474 no eran diabéticos.

"Todavía existen muchas interrogantes. Lo que es un hecho, es que los equipos de ventilación siempre fueron insuficientes, lo mismo que los insumos, oxígeno y electricidad incluidos. Porque hubo fallas eléctricas, hubo falta de todo, hasta de lo más esencial. Por eso, ser intubado en Tabasco provocaba miedo en los pacientes, de los muchos miedos que e incertidumbres que padecían. Pero todo es resultado de un sistema de salud que ya venía en decadencia desde hacía varios años, hasta que colapsó en el último año del mandato del gobernador Arturo Núñez. A quien deben investigar es al gobierno", finaliza el médico.

En los primeros (y aterradores) días de la pandemia por SARS-CoV-2 en Tabasco, ser candidato al procedimiento médico conocido como intubamiento, era sinónimo de muerte casi inminente. A un año de aquel vendaval, las cifras de la Secretaría de Salud son reveladoras pero poco concluyentes: muy pocas de las personas que fueron sometidas a esta maniobra lograron sobrevivir.

Para conocer, a un año de distancia y en plena euforia por la aplicación de la vacuna anti Covid-19, cómo los médicos aplicaban el criterio que definía a quién se intubaba y a quién no, El Heraldo de Tabasco contactó a dos médicos; un especialista en neumología y a un médico internista especializado en rehabilitación pulmonar y tratamiento de pacientes diabéticos, quienes prestaron su servicio en hospitales públicos de Tabasco durante el periodo pandémico. Por temor a perder sus empleos, ambos optaron por el anonimato.

Tuvimos que ver morir mucha gente porque no había ventiladores suficientes. Y en un momento dado, tampoco hubo mascarillas de bolsa reservorio para muchos. Ni medicamentos esenciales

Neumólogo

"Desgraciadamente elegíamos usando un criterio similar a la teoría de Darwin. Al individuo más joven y con menos comorbilidades como la diabetes y la hipertensión, se le daba la oportunidad de ser intubado, para que el apoyo le diera posibilidades de salvar la vida. Es difícil aceptarlo, pero ser mayor de 60 años y padecer diabetes e hipertensión era una sentencia de muerte", señala Eduardo "N", quien estuvo al frente de la primera línea de combate al Covid en el Hospital de Pemex de Villahermosa.

Foto: Iván Sánchez | El Heraldo de Tabasco


Y es que los datos publicados por los organismos de Salud detallan que, del total de intubados en los hospitales del estado, 672 perdieron la vida durante el periodo que ha transcurrido de la pandemia. A nivel de dependencias, el IMSS es quien reporta el mayor número de personas intubadas, 277 hasta el 18 de mayo, de los cuales han muerto 236 pacientes.

Cuando a este médico se le pregunta si no había suficientes ventiladores, responde con un rotundo "no".

"De hecho, nosotros tuvimos que ver morir mucha gente porque no había ventiladores suficientes. Y en un momento dado, tampoco hubo mascarillas de bolsa reservorio para muchos. Ni medicamentos esenciales", señala el neumólogo.

Por otro lado, los hospitales públicos a cargo del Gobierno del Estado de Tabasco que fueron adaptados para atender a pacientes Covid, reportaron 256 pacientes intubados, de los cuales 227 perdieron la batalla contra el virus. Es decir, 9 de cada 10 pacientes que se intubaron, murieron. Los hospitales privados en Tabasco sólo reportan haber intubado a seis enfermos, de los cuales murieron cuatro, y dos más lograron superar la enfermedad.

Los equipos de ventilación siempre fueron insuficientes, lo mismo que los insumos, oxígeno y electricidad incluidos. Porque hubo fallas eléctricas, hubo falta de todo, hasta de lo más esencial

Médico internista

"Era como elegir quién moría y quien vivía. La secretaría de Salud oficializó un protocolo, pero era difícil seguirlo porque las condiciones eran muy inestables y las variables, muchas. Hablamos no sólo del estado de salud del paciente, del cálculo objetivo de sus posibilidades de superar la enfermedad, sino también de la deficiente situación de nuestra infraestructura médica, del desabasto de insumos, de la desorganización inicial y de la falta de ventiladores, por supuesto", señala Alberto "N", quien prestó sus servicios en el Hospital Rovirosa, especializado en rehabilitación pulmonar y tratamiento de pacientes diabéticos.

Cabe añadir, como dato referencial, que de los 763 intubados que reporta Salud en un documento revelado vía transparencia a El Heraldo de Tabasco, 529 no presentaron obesidad, es decir, el 70%. De estos, 407 no eran hipertensos y 474 no eran diabéticos.

"Todavía existen muchas interrogantes. Lo que es un hecho, es que los equipos de ventilación siempre fueron insuficientes, lo mismo que los insumos, oxígeno y electricidad incluidos. Porque hubo fallas eléctricas, hubo falta de todo, hasta de lo más esencial. Por eso, ser intubado en Tabasco provocaba miedo en los pacientes, de los muchos miedos que e incertidumbres que padecían. Pero todo es resultado de un sistema de salud que ya venía en decadencia desde hacía varios años, hasta que colapsó en el último año del mandato del gobernador Arturo Núñez. A quien deben investigar es al gobierno", finaliza el médico.

Local

Onda tropical traerá clima inestable para Tabasco

Pronostica Conagua precipitaciones y temperaturas máximas de 35 grados

Local

Inicia agosto en Tabasco con 3 mil 588 pacientes activos al Covid

La entidad registró en las últimas 24 horas 429 contagiados de Covid, informó la Secretaría de Salud en su Comunicado Técnico Diario

Local

Con baja participación, avalan tabasqueños juicio a expresidentes

Tabasqueños votaron a favor del “Sí”, así lo reflejaron las tendencias que indicaron poco más del 98%, cuando se lleva computado el 57% de las casillas, según el conteo rápido del INE

Local

Onda tropical traerá clima inestable para Tabasco

Pronostica Conagua precipitaciones y temperaturas máximas de 35 grados

Local

Repite julio como el mes con más casos de Covid en embarazadas

Entre 2020 y 2021 en Tabasco, nueve mujeres embarazadas han muerto a causa del virus, reportó la Secretaría de Salud Federal

Finanzas

Duplican entrega de apoyos a “ricos”

El 19% de los hogares con los ingresos más altos en el país reciben dinero de programas públicos

Mundo

Centro migratorios, desbordados 585%

Se propagan el Covid-19, otros virus y piojos por el hacinamiento en centros de la Patrulla Fronteriza

Gossip

Los hermanos Roy y Arturo Vonno Ambriz crean mundos de misterio y color

Después de una década en el mundo de la animación, los hermanos Vonno y Roy Ambriz consolidan su trabajo con la serie Los sustos ocultos de Frankelda para HBO Max

Gossip

Jos Canela crea su música en solitario

Después de salir de la agrupación CD9, el cantante lanza su nuevo sencillo Fresh