/ miércoles 21 de agosto de 2019

Núñez, ¿de sibarita a indiciado?

El lugar en que ingiera alimentos hoy en día el exgobernador Arturo Núñez Jiménez y sus familiares puede parecer asunto banal. No lo es en razón del alto costo que significa residir en España u otro país europeo, a menos que haya comprado alguna propiedad por allá, así como el estilo de vida, que a decir de las fotografías filtradas, es digno de un sibarita.

Núñez era un político económicamente quebrado, si nos atenemos a las versiones periodísticas de quienes afirman que llegó a tal grado de ofrecer en venta su menaje para poder subsistir en el primer lustro de este milenio.

Habría mejorado su condición económica luego de 2006 tras asumir la senaduría que le regaló el PRD; luego como gobernador, si bien el que resultó quebrado en todo sentido fue el estado tras su gestión, a él le fue de maravilla como se puede observar, al igual que a varios de sus ex colaboradores.

De acuerdo a ingresos estimados habría acumulado unos 9 millones de pesos en los seis años tan solo de salario neto, más prestaciones como aguinaldos, pues en la Quinta Grijalva no gastaba un centavo al ser sufragados ahí todos los servicios con dinero de los contribuyentes.

Falta saber si tales ahorros le alcanzarán para mantener ese tren de vida o si existen otros fondos que lo provean para el resto de su existencia.

Mientras Núñez se da una vida de retiro a todo lujo con su esposa, Martha Lilia López, en Tabasco no hay claridad de si habrá denuncias directas en su contra o que lo (o los) involucren en los señalamientos de fraudes –el de los terrenos de la ZEE en Paraíso, revelado por el propio gobernador, Adán Augusto López Hernández, es uno de ellos-.

El mandatario en turno afirma que no puede revelar si hay o no imputación directa contra el exgobernador porque podría violar el debido proceso. Y como para no dejar la impresión de impunidad, dijo tener entendido que hay denuncias presentadas en el ámbito federal y estatal.

Esa prudencia del gobernador hizo que ayer le llamara la atención al titular de Inteligencia Patrimonial de Tabasco, Arturo Abreu, quien reveló la existencia de 70 carpetas de investigación sobre administraciones pasadas y serían exhibidas en menos de 15 días; que hasta congelamiento de cuentas bancarias habrá, algo que alentó las expectativas de los tabasqueños sobre la posibilidad de castigo al régimen anterior.

Pero Adán dijo no saber si Abreu sea agente del Ministerio Público o Fiscal, pues aunque conociera si hay carpetas de investigación, cuántas son y a quiénes se indaga, no debieran decirse porque se violaría la secrecía y el debido proceso que la ley exige.

Por tanto, le recomendó tener prudencia y no caer en ‘declaracionitis’ porque las cosas hay que hacerlas bien. En su momento se verá si el desliz le da armas jurídicas a quienes en su momento puedan convertirse en indiciados.

HOJAS SUELTAS…

En el Senado, Ricardo Monreal busca fortalecerse al impulsar a Mónica Fernández Balboa, a quien ayudó a ganar la presidencia de la Mesa Directiva para destronar a Martí Batres. Se abre con ello una etapa de fractura interna en Morena que, pese a como sea resuelta, subyacerá, pues Batres es respaldado por el ala dura de la 4T, con decisiva influencia sobre ya saben quién.

El lugar en que ingiera alimentos hoy en día el exgobernador Arturo Núñez Jiménez y sus familiares puede parecer asunto banal. No lo es en razón del alto costo que significa residir en España u otro país europeo, a menos que haya comprado alguna propiedad por allá, así como el estilo de vida, que a decir de las fotografías filtradas, es digno de un sibarita.

Núñez era un político económicamente quebrado, si nos atenemos a las versiones periodísticas de quienes afirman que llegó a tal grado de ofrecer en venta su menaje para poder subsistir en el primer lustro de este milenio.

Habría mejorado su condición económica luego de 2006 tras asumir la senaduría que le regaló el PRD; luego como gobernador, si bien el que resultó quebrado en todo sentido fue el estado tras su gestión, a él le fue de maravilla como se puede observar, al igual que a varios de sus ex colaboradores.

De acuerdo a ingresos estimados habría acumulado unos 9 millones de pesos en los seis años tan solo de salario neto, más prestaciones como aguinaldos, pues en la Quinta Grijalva no gastaba un centavo al ser sufragados ahí todos los servicios con dinero de los contribuyentes.

Falta saber si tales ahorros le alcanzarán para mantener ese tren de vida o si existen otros fondos que lo provean para el resto de su existencia.

Mientras Núñez se da una vida de retiro a todo lujo con su esposa, Martha Lilia López, en Tabasco no hay claridad de si habrá denuncias directas en su contra o que lo (o los) involucren en los señalamientos de fraudes –el de los terrenos de la ZEE en Paraíso, revelado por el propio gobernador, Adán Augusto López Hernández, es uno de ellos-.

El mandatario en turno afirma que no puede revelar si hay o no imputación directa contra el exgobernador porque podría violar el debido proceso. Y como para no dejar la impresión de impunidad, dijo tener entendido que hay denuncias presentadas en el ámbito federal y estatal.

Esa prudencia del gobernador hizo que ayer le llamara la atención al titular de Inteligencia Patrimonial de Tabasco, Arturo Abreu, quien reveló la existencia de 70 carpetas de investigación sobre administraciones pasadas y serían exhibidas en menos de 15 días; que hasta congelamiento de cuentas bancarias habrá, algo que alentó las expectativas de los tabasqueños sobre la posibilidad de castigo al régimen anterior.

Pero Adán dijo no saber si Abreu sea agente del Ministerio Público o Fiscal, pues aunque conociera si hay carpetas de investigación, cuántas son y a quiénes se indaga, no debieran decirse porque se violaría la secrecía y el debido proceso que la ley exige.

Por tanto, le recomendó tener prudencia y no caer en ‘declaracionitis’ porque las cosas hay que hacerlas bien. En su momento se verá si el desliz le da armas jurídicas a quienes en su momento puedan convertirse en indiciados.

HOJAS SUELTAS…

En el Senado, Ricardo Monreal busca fortalecerse al impulsar a Mónica Fernández Balboa, a quien ayudó a ganar la presidencia de la Mesa Directiva para destronar a Martí Batres. Se abre con ello una etapa de fractura interna en Morena que, pese a como sea resuelta, subyacerá, pues Batres es respaldado por el ala dura de la 4T, con decisiva influencia sobre ya saben quién.

lunes 07 de octubre de 2019

Hoja de apuntes | Repartidera de culpas

viernes 04 de octubre de 2019

Alcaldías, ¿más de lo mismo?

lunes 30 de septiembre de 2019

Energía fósil, la apuesta

viernes 27 de septiembre de 2019

Del gozo al pozo

lunes 23 de septiembre de 2019

Los patitos feos

viernes 20 de septiembre de 2019

Descontrol en las calles

viernes 13 de septiembre de 2019

Salud cuesta arriba

lunes 09 de septiembre de 2019

Sin Amet, ¿a alguien le caerá el muerto?

Cargar Más