/ martes 8 de septiembre de 2020

De Primera Mano | Nada contra Núñez

La Secretaría de la Función Pública reportó que hay 12 carpetas de investigación y que se han interpuesto 23 denuncias ante las Fiscalías de Tabasco y de la república por irregularidades detectadas en el último año de la administración del perredista Arturo Núñez Jiménez, pero no precisó si se ha iniciado algún procedimiento en contra del ex mandatario.

El sábado pasado, después de encabezar el homenaje cívico en Plaza de Armas a las víctimas de la pandemia, el titular de la dependencia, Jaime Antonio Farías, ventiló el estado que guardan las investigaciones a la gestión del esposo de Martha Lilia López Aguilera.

Las anomalías de la pasada gestión fueron denunciadas por Adán Augusto López Hernández desde que era gobernador electo.

En 2018, funcionarios del gobierno anterior no pudieron comprobar unos cuatro mil millones de pesos, según el secretario de la Función Pública.

"Ahora sí les puedo confirmar: ya tenemos hoy en día aperturadas 12 carpetas de investigación, obviamente es parte del proceso y ya tenemos un total de 23 denuncias presentadas ante la Fiscalía del estado y la Fiscalía federal”, expuso.

Cuando le preguntaron si en las demandas penales estaba incluido el ex titular del Ejecutivo, señaló que “obviamente” no podía revelar ese dato.

Las 23 denuncias que se iniciaron en la FGET y la FGR son por un monto de mil 500 millones de pesos por irregularidades presuntamente cometidas en el Instituto Tecnológico Superior de Comalcalco, Comisión Estatal de Agua y Saneamiento (CEAS), Colegio de Bachilleres de Tabasco (Cobatab) y la Secretaría de Salud.

Todo parece indicar, pues, que ni Arturo Núñez ni su esposa, quien fue funcionaria porque el mandatario reformó las leyes para que su cargo en el DIF no solo fuera honorario, serán procesados como demanda la mayoría de tabasqueños.

Esto viene a fortalecer la tesis de que la gubernatura de Tabasco fue negociada en 2018, por lo que el entonces mandatario se mantuvo al margen de las elecciones, lo cual en varias ocasiones lo reconoció en campaña el candidato de Morena, quien también “alabó” los programas sociales de López Aguilera.

El 23 de agosto de 2019 el presidente Andrés Manuel López Obrador informo en su conferencia de prensa matutina, celebrada en las instalaciones de la 30 Zona Militar de Villahermosa, que Núñez no sería denunciado penalmente, ya que él no era partidario de las “venganzas políticas”.

Otra versión que se maneja es que Núñez dio recursos a la campaña de Morena por la gubernatura y la presidencia, y que se habrían grabado las entregas de dinero, lo cual sería un “seguro” por si el régimen de la llamada ‘Cuarta transformación’ decide ir por él y por su cónyuge.

El “perdón y olvido” al matrimonio parece reflejarse en la actitud del partido en el gobierno, que hace unos días salió a las calles a pedirle a los ciudadanos firmar una solicitud para iniciar una demanda en contra de ex presidentes, pero no hace nada para obligar a las autoridades a denunciar a Núñez.

Ante esa postura de Morena, el coordinador de los diputados del PRI, Gerald Washington Herrera, pidió que se haga una consulta similar para que el gobierno de Adán Augusto enjuicie a Núñez.

PARA SU INFORMACIÓN…

EL GABINE EN pleno –salvo, por obvias razones, quienes colaboraron directamente con Núñez– está a favor de que el marido de Martha Lilia sea sentado en el banquillo de los acusados. También el titular del Ejecutivo local, pero la contraorden presidencial está deteniendo todo, según fuentes de alto nivel.

La Secretaría de la Función Pública reportó que hay 12 carpetas de investigación y que se han interpuesto 23 denuncias ante las Fiscalías de Tabasco y de la república por irregularidades detectadas en el último año de la administración del perredista Arturo Núñez Jiménez, pero no precisó si se ha iniciado algún procedimiento en contra del ex mandatario.

El sábado pasado, después de encabezar el homenaje cívico en Plaza de Armas a las víctimas de la pandemia, el titular de la dependencia, Jaime Antonio Farías, ventiló el estado que guardan las investigaciones a la gestión del esposo de Martha Lilia López Aguilera.

Las anomalías de la pasada gestión fueron denunciadas por Adán Augusto López Hernández desde que era gobernador electo.

En 2018, funcionarios del gobierno anterior no pudieron comprobar unos cuatro mil millones de pesos, según el secretario de la Función Pública.

"Ahora sí les puedo confirmar: ya tenemos hoy en día aperturadas 12 carpetas de investigación, obviamente es parte del proceso y ya tenemos un total de 23 denuncias presentadas ante la Fiscalía del estado y la Fiscalía federal”, expuso.

Cuando le preguntaron si en las demandas penales estaba incluido el ex titular del Ejecutivo, señaló que “obviamente” no podía revelar ese dato.

Las 23 denuncias que se iniciaron en la FGET y la FGR son por un monto de mil 500 millones de pesos por irregularidades presuntamente cometidas en el Instituto Tecnológico Superior de Comalcalco, Comisión Estatal de Agua y Saneamiento (CEAS), Colegio de Bachilleres de Tabasco (Cobatab) y la Secretaría de Salud.

Todo parece indicar, pues, que ni Arturo Núñez ni su esposa, quien fue funcionaria porque el mandatario reformó las leyes para que su cargo en el DIF no solo fuera honorario, serán procesados como demanda la mayoría de tabasqueños.

Esto viene a fortalecer la tesis de que la gubernatura de Tabasco fue negociada en 2018, por lo que el entonces mandatario se mantuvo al margen de las elecciones, lo cual en varias ocasiones lo reconoció en campaña el candidato de Morena, quien también “alabó” los programas sociales de López Aguilera.

El 23 de agosto de 2019 el presidente Andrés Manuel López Obrador informo en su conferencia de prensa matutina, celebrada en las instalaciones de la 30 Zona Militar de Villahermosa, que Núñez no sería denunciado penalmente, ya que él no era partidario de las “venganzas políticas”.

Otra versión que se maneja es que Núñez dio recursos a la campaña de Morena por la gubernatura y la presidencia, y que se habrían grabado las entregas de dinero, lo cual sería un “seguro” por si el régimen de la llamada ‘Cuarta transformación’ decide ir por él y por su cónyuge.

El “perdón y olvido” al matrimonio parece reflejarse en la actitud del partido en el gobierno, que hace unos días salió a las calles a pedirle a los ciudadanos firmar una solicitud para iniciar una demanda en contra de ex presidentes, pero no hace nada para obligar a las autoridades a denunciar a Núñez.

Ante esa postura de Morena, el coordinador de los diputados del PRI, Gerald Washington Herrera, pidió que se haga una consulta similar para que el gobierno de Adán Augusto enjuicie a Núñez.

PARA SU INFORMACIÓN…

EL GABINE EN pleno –salvo, por obvias razones, quienes colaboraron directamente con Núñez– está a favor de que el marido de Martha Lilia sea sentado en el banquillo de los acusados. También el titular del Ejecutivo local, pero la contraorden presidencial está deteniendo todo, según fuentes de alto nivel.