/ viernes 12 de julio de 2019

Cuencas y la crisis que no ven banqueros

El Presidente de la Asociación de Bancos de México, Luis Niño de Rivera vino a Tabasco para anunciar un importante programa denominado “cuencas lecheras” que arrancó en Tabasco y prevé extenderse a los estados de Chiapas y Veracruz con el que se retomaría la vocación productora de la entidad en materia de lácteos y disminuir el volumen de importación de ese producto en el país que ronda el 70 por ciento.

Tabasco además de una historia de buena ganadería, posee agua, tierra y campo fértil como lo recordó el gobernador Adán Augusto López Hernández al destacar el apoyo por el orden de los 500 millones de pesos que se invertirán en la entidad y con el que esperan reactivar ese sector.

Al término del encuentro y en una entrevista posterior con los representantes de los medios de comunicación, en un primer cuestionamiento de un colega sobre la cartera vencida en la entidad, el presidente de los banqueros, Presidente del Consejo de Administración de Banco Azteca –que maneja gran parte de los recursos de los programas sociales del Gobierno Federal- le respondió con otro cuestionamiento: ¿Por qué solo ve usted lo malo, porque no ve lo bueno…?

En una segunda interrogante a otro colega le respondió casi en el mismo tono.

Ya en el turno del planteamiento de este redactor, sobre si anticipan una:

¿recesión técnica por lo que registran los indicadores económicos adversos, aumento en la cartera vencida, moratoria de pagos, el impacto en el costo de la seguridad en las empresas que incide en el Producto Interno Bruto –entre el 7 y 22 por ciento según estudios- y la posibilidad de una quiebra de los bancos, de otro fobaproa?

La respuesta del banquero -que antes había considerado como atinada y responsable la decisión del Presidente López Obrador en el nombramiento de Arturo Herrera en la Secretaría de Hacienda- fue absoluta y totalitaria:

“si todo México pensara como usted, estaríamos llorando todos los días…”

-los indicadores económicos así lo confirman, rebato.

“a ver, no hay, no hay, estamos lejísimos de una, de una recesión…”

-es que también hay inseguridad.

“déjeme contestarle, porque si usted hace las preguntas y usted contesta pues yo salgo sobrando…” bien, de acuerdo, le escucho.

“porque si quiere contestar tiene usted su columna (…) mire, en primer lugar estamos lejísimos de una recesión, estamos creciendo menos pero estamos creciendo, en segundo lugar los temas de inseguridad sí le cuestan al país, por supuesto, pero hay todo un esfuerzo de todos los niveles de gobierno para combatirlo, eso no tiene absolutamente nada que ver con que la cartera vencida de la banca se empeore…”

Minutos después de esa declaración, la agencia británica Reuters y las principales agencias de información económica y financiera publicaron lo siguiente:

“la información disponible sugiere que la actividad económica mexicana muestra una desaceleración mayor a la anticipada, con señales de debilidad en el segundo trimestre, indicó la Junta de Gobierno del Banco Central en la minuta de su más reciente decisión de política monetaria publicada el jueves. La mayoría señaló que el balance de riesgos para el crecimiento ha ampliado su sesgo a la baja, como resultado de factores externos e internos y algunos mencionaros que se ha tornado más incierto” fuente Banxico.

El Presidente de la Asociación de Bancos de México, Luis Niño de Rivera vino a Tabasco para anunciar un importante programa denominado “cuencas lecheras” que arrancó en Tabasco y prevé extenderse a los estados de Chiapas y Veracruz con el que se retomaría la vocación productora de la entidad en materia de lácteos y disminuir el volumen de importación de ese producto en el país que ronda el 70 por ciento.

Tabasco además de una historia de buena ganadería, posee agua, tierra y campo fértil como lo recordó el gobernador Adán Augusto López Hernández al destacar el apoyo por el orden de los 500 millones de pesos que se invertirán en la entidad y con el que esperan reactivar ese sector.

Al término del encuentro y en una entrevista posterior con los representantes de los medios de comunicación, en un primer cuestionamiento de un colega sobre la cartera vencida en la entidad, el presidente de los banqueros, Presidente del Consejo de Administración de Banco Azteca –que maneja gran parte de los recursos de los programas sociales del Gobierno Federal- le respondió con otro cuestionamiento: ¿Por qué solo ve usted lo malo, porque no ve lo bueno…?

En una segunda interrogante a otro colega le respondió casi en el mismo tono.

Ya en el turno del planteamiento de este redactor, sobre si anticipan una:

¿recesión técnica por lo que registran los indicadores económicos adversos, aumento en la cartera vencida, moratoria de pagos, el impacto en el costo de la seguridad en las empresas que incide en el Producto Interno Bruto –entre el 7 y 22 por ciento según estudios- y la posibilidad de una quiebra de los bancos, de otro fobaproa?

La respuesta del banquero -que antes había considerado como atinada y responsable la decisión del Presidente López Obrador en el nombramiento de Arturo Herrera en la Secretaría de Hacienda- fue absoluta y totalitaria:

“si todo México pensara como usted, estaríamos llorando todos los días…”

-los indicadores económicos así lo confirman, rebato.

“a ver, no hay, no hay, estamos lejísimos de una, de una recesión…”

-es que también hay inseguridad.

“déjeme contestarle, porque si usted hace las preguntas y usted contesta pues yo salgo sobrando…” bien, de acuerdo, le escucho.

“porque si quiere contestar tiene usted su columna (…) mire, en primer lugar estamos lejísimos de una recesión, estamos creciendo menos pero estamos creciendo, en segundo lugar los temas de inseguridad sí le cuestan al país, por supuesto, pero hay todo un esfuerzo de todos los niveles de gobierno para combatirlo, eso no tiene absolutamente nada que ver con que la cartera vencida de la banca se empeore…”

Minutos después de esa declaración, la agencia británica Reuters y las principales agencias de información económica y financiera publicaron lo siguiente:

“la información disponible sugiere que la actividad económica mexicana muestra una desaceleración mayor a la anticipada, con señales de debilidad en el segundo trimestre, indicó la Junta de Gobierno del Banco Central en la minuta de su más reciente decisión de política monetaria publicada el jueves. La mayoría señaló que el balance de riesgos para el crecimiento ha ampliado su sesgo a la baja, como resultado de factores externos e internos y algunos mencionaros que se ha tornado más incierto” fuente Banxico.

viernes 18 de octubre de 2019

ENTORNO | Inversión y desorganización

viernes 11 de octubre de 2019

PEMEX ¿nueva relación?

lunes 07 de octubre de 2019

Entorno | Salud ¡sin oxígeno!

sábado 05 de octubre de 2019

Dos Bocas: entre optimismo y turbulencias

lunes 30 de septiembre de 2019

Tabasco ¿sin agua?

viernes 27 de septiembre de 2019

La agenda ambiental: una misión incompleta

lunes 23 de septiembre de 2019

Infierno en el Paraíso

viernes 20 de septiembre de 2019

Breve, a la tabasqueña…

Cargar Más