/ jueves 8 de noviembre de 2018

Alcaldesas tabasqueñas fifís

La difusión de que tres presidentas municipales de Morena emplean camionetas de lujo, independientemente de si es real o falsa la información, fue un duro golpe asestado en el centro del discurso al presidente electo Andrés Manuel López Obrador.

Justamente ahora los adversarios del tabasqueño se regodean con la información de que uno de sus hijos fue captado en el hotel Villa Magna, de Madrid, en el que la noche cuesta 12 mil pesos.

Con eso la comentocracia se ha solazado con la sentencia de que al de Macuspana le salió un descendiente fifí.

¿Por qué la noticia ha impactado en el corazón de la perorata de López Obrador? Precisamente porque su narrativa de campaña y aun la de su período de presidente electo se ha basado en fustigar a la gente de dinero.

El término austeridad republicana ha estado siempre en el léxico del natural de Macuspana. Él mismo ha predicado con el ejemplo: como jefe de gobierno de la Ciudad de México se transportó en un modesto Tsuru de color blanco; ahora mismo se traslada en un Jetta del mismo color, ni siquiera del año, sino de modelo reciente.

Por eso sorprendió la divulgación de que tres alcaldesas del partido de AMLO emplean lujosísimas camionetas utilitarias.

Tanto conmocionó, que el presidente estatal de Morena, César Burelo, salió a despresurizar la información.

De entrada, pidió a los 15 ediles de su partido (de 17 municipios que tiene el estado) que se conduzcan con el ejemplo del presidente electo y gobiernen con sobriedad.

Burelo se vio obligado a declarar tras de que se hicieran públicas las unidades que tienen a su disposición las ediles.

El dirigente aseguró que serán llamadas a que asuman la política republicana las presidentas de Jalapa, Comalcalco y Nacajuca.

Desde el martes se ha estado compartiendo las fotos y costos de las unidades de las autoridades municipales: la de Jalapa, Asunción Silva Méndez, conduce una Chevrolet Suburban con precio de un millón 320 mil 400 pesos; la de Comalcalco, Lorena Méndez Denis, trae una CRV Honda con costo de 524 mil 900; y la de Nacajuca, Janice Contreras García, ocupa una Traverse Chevrolet valuada en 728 mil 500 pesos.

Frente a esto, Burelo dijo que sus correligionarias tendrán que conducirse con congruencia y austeridad republicana, como lo hace López Obrador.

De las involucradas, solo la de Comalcalco negó que el vehículo lo haya adquirido con dinero público.

Pero si la información de los carros costosos se apoderó de la nación de las redes sociales, la noticia de que el gobernador electo Adán Augusto López Hernández no acudirá al último informe de gobierno de Arturo Núñez Jiménez, muy pronto se posicionó en internet.

La sexta rendición de cuentas del mandatario perredista se realizará este domingo, y se ha confirmado que el secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, acudirá en representación del presidente Enrique Peña Nieto.

Adán Augusto aseguró que si bien recibió una invitación formal, de la misma manera le hizo saber que a Núñez Jiménez que su agenda no le permite estar en el evento, pues el día del informe realizará una gira por Durango y Yucatán, en donde atenderá compromisos relacionados con proyectos del próximo gobierno federal.

López Hernández no quiso hacer un balance sobre la gestión que finaliza. “Hay que ser prudente en ese sentido, vamos a esperar a ver qué informan del estado que guarda la administración, yo voy a ser prudente y respetuoso”, dijo.

Núñez Jiménez rinde su sexto y último informe de actividades el día 11, y el relevo en la gubernatura se dará el 31 de diciembre, cuando asuma Adán Augusto, a cuya ceremonia ya confirmó su asistencia el presidente electo.

La preguntan que se hace ahorita es si Núñez acudirá a la ceremonia de la toma de protesta de López Hernández el último día del año.

La difusión de que tres presidentas municipales de Morena emplean camionetas de lujo, independientemente de si es real o falsa la información, fue un duro golpe asestado en el centro del discurso al presidente electo Andrés Manuel López Obrador.

Justamente ahora los adversarios del tabasqueño se regodean con la información de que uno de sus hijos fue captado en el hotel Villa Magna, de Madrid, en el que la noche cuesta 12 mil pesos.

Con eso la comentocracia se ha solazado con la sentencia de que al de Macuspana le salió un descendiente fifí.

¿Por qué la noticia ha impactado en el corazón de la perorata de López Obrador? Precisamente porque su narrativa de campaña y aun la de su período de presidente electo se ha basado en fustigar a la gente de dinero.

El término austeridad republicana ha estado siempre en el léxico del natural de Macuspana. Él mismo ha predicado con el ejemplo: como jefe de gobierno de la Ciudad de México se transportó en un modesto Tsuru de color blanco; ahora mismo se traslada en un Jetta del mismo color, ni siquiera del año, sino de modelo reciente.

Por eso sorprendió la divulgación de que tres alcaldesas del partido de AMLO emplean lujosísimas camionetas utilitarias.

Tanto conmocionó, que el presidente estatal de Morena, César Burelo, salió a despresurizar la información.

De entrada, pidió a los 15 ediles de su partido (de 17 municipios que tiene el estado) que se conduzcan con el ejemplo del presidente electo y gobiernen con sobriedad.

Burelo se vio obligado a declarar tras de que se hicieran públicas las unidades que tienen a su disposición las ediles.

El dirigente aseguró que serán llamadas a que asuman la política republicana las presidentas de Jalapa, Comalcalco y Nacajuca.

Desde el martes se ha estado compartiendo las fotos y costos de las unidades de las autoridades municipales: la de Jalapa, Asunción Silva Méndez, conduce una Chevrolet Suburban con precio de un millón 320 mil 400 pesos; la de Comalcalco, Lorena Méndez Denis, trae una CRV Honda con costo de 524 mil 900; y la de Nacajuca, Janice Contreras García, ocupa una Traverse Chevrolet valuada en 728 mil 500 pesos.

Frente a esto, Burelo dijo que sus correligionarias tendrán que conducirse con congruencia y austeridad republicana, como lo hace López Obrador.

De las involucradas, solo la de Comalcalco negó que el vehículo lo haya adquirido con dinero público.

Pero si la información de los carros costosos se apoderó de la nación de las redes sociales, la noticia de que el gobernador electo Adán Augusto López Hernández no acudirá al último informe de gobierno de Arturo Núñez Jiménez, muy pronto se posicionó en internet.

La sexta rendición de cuentas del mandatario perredista se realizará este domingo, y se ha confirmado que el secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, acudirá en representación del presidente Enrique Peña Nieto.

Adán Augusto aseguró que si bien recibió una invitación formal, de la misma manera le hizo saber que a Núñez Jiménez que su agenda no le permite estar en el evento, pues el día del informe realizará una gira por Durango y Yucatán, en donde atenderá compromisos relacionados con proyectos del próximo gobierno federal.

López Hernández no quiso hacer un balance sobre la gestión que finaliza. “Hay que ser prudente en ese sentido, vamos a esperar a ver qué informan del estado que guarda la administración, yo voy a ser prudente y respetuoso”, dijo.

Núñez Jiménez rinde su sexto y último informe de actividades el día 11, y el relevo en la gubernatura se dará el 31 de diciembre, cuando asuma Adán Augusto, a cuya ceremonia ya confirmó su asistencia el presidente electo.

La preguntan que se hace ahorita es si Núñez acudirá a la ceremonia de la toma de protesta de López Hernández el último día del año.

viernes 14 de diciembre de 2018

AMLO-Núñez, relación in-me-jo-ra-ble

jueves 13 de diciembre de 2018

¿Borrón y cuenta nueva?

miércoles 12 de diciembre de 2018

Puebla: primera derrota política para AMLO

martes 11 de diciembre de 2018

No quieren que AMLO se rodee de corruptos

lunes 10 de diciembre de 2018

El abrazo de Dos Bocas

jueves 06 de diciembre de 2018

El presidente respeta a los gobernadores

martes 04 de diciembre de 2018

AMLO prefiere a los medios

Cargar Más